CARGANDO

Tipo de búsqueda

Desarrollo sostenible Medio ambiente

Crear plástico sustentable a partir de seda de araña, la nueva propuesta para evitar la contaminación

En estos tiempos, por un tema de practicidad y comodidad, todo lo embalamos y lo pedimos “para llevar”. Gracias a eso, tenemos la mayor producción de plástico de la historia, lo que ha traído consigo la terrible contaminación de mares y océanos que ha acabado con una valiosísima biodiversidad. Ante tal situación, y sin menospreciar la versatilidad de este material que hace parte de la vida diaria, los científicos han ideado alternativas sostenibles. El plástico sustentable a partir de seda de araña promete ser tanto o más resistente y flexible que el plástico hecho a partir de combustibles fósiles, y lo mejor de todo, ser respetuoso con el medio ambiente.

crean plástico sustentable a partir de seda de araña

La contaminación plástica ha llegado hasta los lugares más recónditos del planeta. Hoy ningún ecosistema está exento de su presencia y sus efectos. En la tierra, el agua y el aire hay millones de polímeros sintéticos en diversas formas y tamaños provenientes de una larga lista de productos y objetos de uso cotidiano. Lo más grave de esto es que pueden permanecer allí por cientos o miles de años, como residuos letales que amenazan la existencia de todas las formas de vida.

A razón de ello, la comunidad científica y organizaciones defensoras del planeta exigen, no solo la minimización de los residuos, sino también la búsqueda de alternativas naturales y sostenibles que ayuden a mitigar las consecuencias de los plásticos en el medio ambiente. Advierten que es urgente el uso de materiales biodegradables.

Enhorabuena, han comenzado a proliferar los supermercados cero residuos, ya muchos países han dado luz verde a la prohibición de plásticos de un solo uso y se están desarrollando opciones para masificar la producción y consumo de plásticos biodegradables a partir de materia prima natural, entre ellas la seda de las telas de araña, uno de los materiales más versátiles y resistentes de la Tierra.

¿Por qué la seda de araña?

Las arañas crean estructuras que les permiten desplazarse y mantenerse a salvo a partir de la seda que ellas mismas secretan y trasforman en fibras naturales a través de glándulas especiales.

Esa seda rica en aminoácidos como la glicina y la alanina por liviana y delicada que parezca, suele tener características particulares que la hacen ideal para la construcción de refugios, puentes y redes de caza: resistencia, flexibilidad, elasticidad, adhesividad e impermeabilidad. Son precisamente esas cualidades las que hacen a la seda de araña bastante atractiva para la confección de diversas prendas y objetos.

Hoy, es posible encontrar la seda de araña en diversas colecciones de moda sostenible, en las cuerdas de violín y en objetos que antes eran de plástico convencional.

El camino hacia la sustitución del plástico apenas comienza

Entendiendo la necesidad de buscar soluciones sostenibles a la sobreexplotación de recursos, hay quienes prefieren aprovechar de manera más justa y responsable lo que la naturaleza nos provee para fabricar biomateriales.

En esa línea, vienen trabajando algunos científicos que ven en la proteína de seda una excelente oportunidad para sacar del juego al plástico con el que la industria petroquímica embarga nuestro planeta.

La seda de araña es más elástica que el Nylon
La seda de araña es más elástica que el Nylon u otros materiales plásticos empleados en la industria textil.

En Finlandia, por ejemplo, un grupo de científicos de la Universidad Aalto y del Centro de Investigación Técnica VTT, creó hace unos años un material similar al plástico, resistente y extensible, a partir de celulosa de madera y de tela de araña. Según sus investigaciones y pruebas, la combinación de estos elementos biodegradables permite obtener un tipo de plástico más amigable con el entorno y capaz de integrarse en la industria textil y en la elaboración de material médico quirúrgico.

“La pulpa del árbol se desintegra para obtener nanofibrillas que se alinean para configurar una especie de estructura firme. Esta estructura se infiltra con una matriz de seda de telaraña que es suave y disipa energía.”

Pezhman Mohammadi, científico investigador de VTT

Mientras que en Reino Unidos, investigadores de la Universidad de Cambridge han planteado la posibilidad de crear un polímero sintético similar a la seda de araña con una proteína de origen vegetal.

Cuando intentaban descubrir cómo algunas proteínas se deterioran o causan enfermedades en los seres humanos, notaron que ciertos materiales, gracias a sus enlaces moleculares podían ser tan fuertes y resistentes como la seda de araña. A partir de ahí comenzaron a utilizar diversos ingredientes sostenibles, como la proteína de soja, un polímero renovable y biodegradable, para replicar la información molecular de la seda arácnida.

“Descubrimos que una de las características clave que le da a la seda de araña su fuerza es que los enlaces de hidrógeno están dispuestos regularmente en el espacio y a una densidad muy alta.”

Tuomas Knowles, profesor del Departamento de Química Yusuf Hamied de Cambridge

Un artículo publicado en la revista Nature Communications revela que gracias a esto obtuvieron lo que llamaron “seda de araña vegana”, una película reutilizable, como el plástico convencional, pero compostable en el hogar y de fácil y segura degradación en entornos naturales. He aquí la diferencia con la mayoría de los bioplásticos que se han creado hasta el momento, los cuales solo pueden ser compostados mediante procesos industriales.

Los expertos probaron que a esta seda creada en un laboratorio con ingredientes naturales, abundantes y sostenibles se le puede agregar color y se puede moldear para uso industrial. Por ello, consideran que su fabricación y uso masivo puede ayudar a sustituir al contaminante plástico de un solo uso y los microplásticos.

“Otros investigadores han estado trabajando directamente con materiales de seda como reemplazo del plástico, pero siguen siendo un producto animal. En cierto modo, hemos creado «seda de araña vegana», hemos creado el mismo material sin la araña.”

Marc Rodríguez García, investigador postdoctoral y co-autor del estudio de Cambridge.
la seda arácnida es hasta cinco veces más resistente que el acero
50% de las arañas emplean la seda para capturar presas. Esa seda es hasta cinco veces más resistente que el acero.

El gran impacto que tienen los combustibles fósiles en el medioambiente llama a la ciencia y la sociedad en general a innovar pero con consciencia. La propuesta de crear plástico sustentable a partir de seda de araña supone un gran avance en la lucha contra una industria acostumbrada a utilizar fibras derivadas de materiales altamente contaminantes como el tereftalato de polietileno (PET), el poliestireno (PS) que requieren de mucha energía, dañan el entorno y contribuyen al calentamiento global.

Etiquetas: