CARGANDO

Tipo de búsqueda

Contaminación Contaminación marina

¿Qué son las islas de plástico?

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin
Share on reddit
Share on telegram

Los plásticos son muy prácticos, y esto les ha permitido incorporarse a la sociedad de consumo, ya que están presentes en muchas de las cosas que usamos; envuelven todos y cada uno de nuestros productos de uso cotidiano. Sin embargo, su desmesurado consumo junto a una mala gestión de la basura plástica, ha dado lugar a uno de los mayores problemas de contaminación marina de la actualidad que es la formación de las islas de plástico.

Parte del éxito de los materiales plásticos, es que son económicos, livianos y resistentes. Pero, esa resistencia se manifiesta también a la corrosión y a la degradación. Es por eso que tardan tanto en descomponerse siendo un gran problema medio ambiental.

Islas de plasticos

Se creía que los plásticos no reaccionaban con nada, es decir, que eran estables y por lo tanto no contaminaban; esto no es cierto. Y lastimosamente, los plásticos constituyen entre el 60% y el 80% de la basura presente en el medio marino.

Por su parte, el viento actúa sobre la superficie del océano, siendo el motor de las grandes corrientes oceánicas superficiales que conocemos. Estas corrientes o giros, van recogiendo todo tipo de basura en su trayectoria y finalmente forman lo que se conoce como islas de basura o islas de plástico.

Formación de las islas de plástico

Estas islas formadas por basura contienen desechos de todo tipo, tamaño y de diferentes materiales; pero el plástico es su mayor componente. Destaca, sobre todo en su composición, los millones de pequeñísimas piezas de plástico, algunas del tamaño de un grano de arroz conocidas como microplásticos.

Las corrientes marinas, también conocidas como giros oceánicos, junto con los vientos y la presión atmosférica, producen una circulación que engloba los desechos flotantes (principalmente plásticos) y los mantiene unidos en esa masa de agua conocida como isla de plástico.

Formación de las islas de plasticos

Los desperdicios concentrados en las diferentes islas de plástico provocan un remolino (Espiral de Ekman) estimulado por las corrientes marinas y la circulación eólica, esto impide que se dispersen hacia la costa y hace que las partículas más pequeñas y finas se vayan hacia el fondo del mar.

Consecuencias de las islas de plásticos

Las islas de plásticos no solo afectan a los ecosistemas marinos. También tienen impactos negativos en las comunidades locales, en la economía e incluso en la salud humana. Entre tantas consecuencias fatales, las más comunes son:

  • La basura de las islas de plástico ha destrozado un tercio de la superficie de los hábitats marinos. Las aves marinas y animales del mar están en riesgo de muerte por la ingestión de plástico y por enredos causados por estos desechos.
  • Ocasionan daños irreversibles a los ecosistemas marinos. El plástico facilita el movimiento de especies invasoras, al quedarse estas adheridas a él y ser trasladadas fácilmente por la ligereza del mismo.
consecuencias del plastico
  • Efectos químicos sobre la vida marina. Las microfibras del polietileno y el polipropileno, los plásticos más ampliamente producidos, acumulan aproximadamente diez veces más contaminantes que otros tipos de microplásticos.
  • La presencia de estos plásticos, desde el más grande hasta el más microscópico, reflejan la pérdida del valor estético de los lugares donde están presentes.
  • Implican repercusiones económicas negativas para la industria del turismo. Y a su vez, son una amenaza para numerosas industrias cimentadas en el mar o en zonas costeras (navegación, pesca, acuicultura y producción de energía), por los enredos o daños a los equipos.
  • Genera cuantiosos gastos. Retirar los desechos de plástico de estas islas implicaría un coste elevadísimo, porque se trabaja con toneladas de material tóxico y se requiere tecnología de punta, de embarcaciones y tripulación de carácter especializada.

Lista de islas de plástico y dónde se encuentran

En cuanto a la ubicación de las diferentes islas de plásticos que existen en nuestros océanos, estas coinciden con los giros oceánicos. Y los siguientes cinco giros son los más notables: Giro del Atlántico Norte, Giro del Atlántico Sur, Giro del Océano Índico, Giro del Pacífico Norte y Giro del Pacífico Sur.

La mayor de estas islas de plástico se encuentra ubicada en el Océano Pacífico; dos en el Atlántico (una en el Atlántico Norte y otra en el Atlántico Sur); una en el Océano Índico; y dos más pequeñas (una en el Mar Mediterráneo y la otra en el Mar Caribe).

Está situada a unos 1.000 kilómetros de Hawái. Contiene un estimado de 1.8 billones de piezas de plástico. Pesa alrededor de 80.000 toneladas y cubre una superficie de aproximadamente 1.6 millones de kilómetros cuadrados.

Situada en el Océano Pacífico Sur, entre Australia y América del Sur. Se estima que tiene una superficie de 2.6 kilómetros cuadrados y una densidad de partículas de alrededor de 390 mil partículas por milla cuadrada en el centro de la isla.

Ubicada desde el ecuador hasta Islandia, América del Norte, Europa y África. Se desconocen sus medidas precisas. Probablemente tiene una densidad de partículas alrededor de 7.220 piezas por kilómetro cuadrado.

Se encuentra en la porción sur del Océano Atlántico. Esta isla de desechos es bastante pequeña en comparación con las otras. Cubre aproximadamente 715 mil kilómetros cuadrados. Tiene una densidad particular de 40 mil piezas por kilómetro y contiene cerca de 2.860 toneladas de plástico.

Se puede ver sobre el Océano Índico. Debido a su ubicación remota, esta isla de plástico es difícil de estudiar. Su tamaño se estima en 2.1 millones de kilómetros cuadrados.

Está ubicada aproximadamente a los 21° de latitud Norte y 65° longitud Oeste. Frente a las costas de Belice, y de la Isla de la Juventud (Cuba). El tamaño de la misma varía ya que, con cada época ciclónica, la isla de plástico se reduce y envía su carga de basura a la isla del Atlántico Norte.

No existen muchos estudios sobre el Mar Mediterráneo, pero se ha detectado cerca de la isla de Elba (Italia) una acumulación de plásticos con una extensión cercana a 900 kilómetros cuadrados, y se calcula que se encuentran a la deriva unos 3.5 millones de Tm de plástico en total.

¿Cómo podemos solucionar el problema de las islas de plástico?

Estas islas de plástico de las cuales estamos hablando, son consecuencia del uso irracional que hacemos los humanos con respecto a los desechos. La producción mundial de plásticos se ha incrementado, al ritmo de la demanda de este producto. Pero, la cantidad de plástico que ingresará a los océanos se multiplicará indiscriminadamente para el futuro, si no mejoramos el manejo de estos residuos.

Conciencia sobre el plastico

Las actitudes y el comportamiento de las personas contribuyen significativamente a la entrada de los plásticos en el océano. Y cualquier solución a la reducción de estas fuentes debe tener en cuenta esta dimensión social; debido a que, cualquier intento de aplicar una regulación sin la comprensión y atención de las personas se vuelve ineficaz.

Una técnica de prevención, de la contaminación por desechos plásticos que terminan en el océano en forma de islas, es tratar de poner en práctica las tres “R”. ¿Cómo es eso? Fácil, te lo mostramos a continuación:

Reducir:

Se trata de disminuir la cantidad de basura que producimos, acortando el número de artículos desechables que usamos. Por ejemplo, utilizar bolsas de tela para hacer las compras en lugar de adquirir bolsas plásticas.

Reusar:

Tiene que ver con encontrar una forma de reutilizar la basura en vez de tirarla, o también donarla para darle un nuevo uso. Por ejemplo, una botella plástica la podemos convertir en un hermoso matero decorado a nuestro gusto. Un envase plástico de mantequilla vacío y limpio, puede servir para guardar otros alimentos.

Reciclar:

Significa hacer algo nuevo de un objeto que ya ha sido usado con anterioridad. Debemos aprender sobre todos los productos que son reciclables en nuestra zona. Por ejemplo, en casa o en la calle, asegurarnos de que los plásticos, vidrios, metales, cartón y papel, sean eliminados correctamente y tirados en los contenedores de reciclaje.

Hemos aprendido lo fácil que se pueden formar las islas de plástico, no solo por la ineficaz aplicación de políticas para la gestión de estos desechos, sino por la imprudencia por parte de nosotros mismos de lanzar la más mínima partícula de plástico al medio ambiente. ¡Aprendamos a reducir, reusar y reciclar!

¡Nuestros océanos son el reflejo de la humanidad!

Más Artículos Interesantes

Etiquetas:

A continuación