CARGANDO

Tipo de búsqueda

Contaminación

Basura en las alturas: nidos de aves repletos de desechos

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin
Share on email
Share on vk
Share on reddit

Las aves incorporan cada vez más basura a sus nidos. Así lo reveló un estudio conjunto en el que participaron investigadores de España y Polonia.

Basura en los nidos de aves

La Universidad Complutense de Madrid  (UCM) y la Universidad de Ciencias de la Vida en Poznań (Polonia) recopilaron 25 investigaciones realizadas hasta la fecha en relación a la contaminación humana y los ecosistemas de las aves.

Tomaron datos correspondientes a 10.790 nidos de 51 poblaciones de 24 especies de aves en el mundo y demostraron la relación directa entre la Índice de Huella Humana (presión del hombre en el planeta) y la cantidad de basura que hay en ellos.

Luego de un exhaustivo análisis, los expertos concluyeron que en 31% de esos nidos se han encontrado residuos generados por el ser humano; los cuales muchas veces son abandonados por él en los espacios naturales terrestres y marinos. Agregaron que las aves terrestres tienen mayores probabilidades que las marinas de incorporar más basura en sus nidos,

Según el estudio, que fue publicado en Environmental Pollution, las aves utilizan estos residuos para fortalecer las estructuras de sus nidos, para decorar el espacio y así atraer parejas, lanzar mensajes de dominio territorial, e incluso, para repeler insectos y defender su hogar de animales agresores.

Y como siempre… El hombre es el principal responsable

Todo indica que la presencia de residuos en los nidos no es más que la forma en la que las aves responden a la presión que ejerce el hombre en la naturaleza.

Aves responden a la acción del hombre
Aves incorporan basura a sus nido como respuesta a la acción del hombre

Según José Aguirre, biólogo adscrito al Departamento de Biodiversidad, Ecología y Evolución de la UCM, “los cambios en el entorno natural pueden implicar una disminución en los materiales naturales que las aves usan para construir sus nidos, forzándoles a utilizar materiales de sustitución como pueden ser las basuras”.

Se refiere con esto a que al no encontrar ramas, restos de algas u otras plantas, las aves se ven obligadas a utilizar desperdicios de aluminio y peor aún, de plástico para construir sus hogares. Lamentablemente a falta de hojas, flores, plumas y frutos, sus nidos ahora están hechos de cuerdas, cables, colillas de cigarros, tapones de botellas, bolsas, etc.

Una situación preocupante

Esto no solo da cuenta de cómo los humanos estamos influyendo en la forma en las que las aves construyen sus nidos, sino que las coloca en riesgo, pues sus patas, picos y alas pueden enredarse con estos desechos o consumirlos al confundirlos con alimentos, lo cual puede provocarles la muerte.

De modo que si bien la conclusión del estudio es bastante reveladora no es de extrañar, pues el hombre en su afán de tener “mejor calidad de vida” invade, transforma y en el peor de los casos, destruye el hábitat de diferentes especies, tanto animales como vegetales, poniendo en riesgo su existencia.

No solo eso, ha diseñado y potenciado una cultura de “usar y tirar” que por un lado hace la vida del ser humano más práctica (e incluso cómoda) y por otro, contamina todo cuanto puede (agua, suelo y aire). Tira todo tipo de desechos dondequiera y estos terminan en los lugares menos pensados. Ya están en el Ártico, imagínate.

Esto nos indica que la huella ecológica del ser humano, lamentablemente sigue siendo negativa. Estamos rodeados de basura. Nuestros bosques están repletos de desechos y tenemos 8.300 millones de toneladas de plástico flotando en nuestros océanos y las estimaciones a futuro no son alentadoras. Para el 2025 se espera que la generación de basura aumente en 50% y que 25 años más tarde la cifra ascienda al 75%, siendo el plástico el personaje protagónico de una triste escena de contaminación ambiental.

Aplica las 3R a favor del planeta. Reduce, recicla y reutiliza
Aplica las 3R a favor del planeta. Reduce, recicla y reutiliza.

Por eso es necesario tomar conciencia. Hay que detener la generación de residuos. Nuestros animales y recursos naturales están pagando las consecuencias de una serie de acciones humanas irresponsables. Reduce, recicla y reutiliza. El planeta te lo agradecerá.

Etiquetas: