CARGANDO

Tipo de búsqueda

Biodiversidad Medio ambiente

Namibia sacrifica elefantes para proteger a granjeros

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin
Share on reddit
Share on telegram

Las autoridades de la fauna salvaje de Namibia informaron que 10 ejemplares de elefantes habían sido abatidos en un sacrificio selectivo. Los voceros de la mencionada institución alegan que fue necesario este mecanismo de control puesto que los animales estaban haciendo incursiones en los cultivos en plena temporada de cosecha.

Namibia sacrifica elefantes

Agregaron los voceros oficiales que los elefantes ya estaban marcados como peligrosos y además ponían en riesgo de muerte a la población. Las comunidades afectadas por los destrozos de los elefantes en los cultivos y las cosechas fueron recompensadas con la carne de los ejemplares derribados.

Aseguran las autoridades que durante el momento de la cosecha muchas personas son atacadas por lo que hubo que actuar antes de que se concretara un ataque con víctimas fatales. Sostienen sin embargo, que la matanza es el último de los recursos.

Antes de aplicar el sacrificio se prueba con otros métodos. Primero deben descartarse la administración de anticoncepción o la reubicación de rebaños como no viables antes de otorgar un permiso para proceder con el sacrificio.

El conflicto entre humanos y elefantes cada día se agudiza más. La pérdida de los hábitats naturales de los paquidermos por la intrusión del ser humano, es el principal motivo de estos conflictos. La destrucción de bosques y sabanas para convertir el suelo en tierras de cultivo, poco a poco van desplazando a los elefantes.

En otras oportunidades, las autoridades de otros países han calificado la gestión de la población de elefantes como un asunto de una complejidad extrema que ha enfrentado a los que promueven la caza como mecanismo de control con los grupos conservacionistas que protegen los derechos de una fauna que está protegida por su vulnerabilidad

caza ilegal
El cruel negocio de la caza furtiva

Para saber más, haz click sobre la imagen

Sudáfrica prohibió en el año 1995 el sacrifico de elefantes, pero lo puso en práctica nuevamente en el año 2008, cuando la población de los paquidermos aumentó de 8.000 ejemplares a cerca de 20.000 en algo menos de una década.

Namibia es una de las naciones de África que hacen esfuerzos para mantener un equilibrio entre la protección de los elefantes y la gestión de los peligros que representan la presencia de humanos que van ocupando territorios que históricamente han sido predios dominados por los elefantes.

Namibia y los elefantes

Podría decirse que Namibia está enfrentado un problema similar al de Sudáfrica en 2008. El modelo de conservación que han venido aplicando ha hecho posible que la población de elefantes aumente de 7.500 ejemplares contabilizados en 1995, a más de 24.000 en el año 2019.

Namibia controla la población de elefantes
Los conflictos con los humanos son parte de las amenazas para los elefantes.

En mayo del año 2019, durante la celebración de la Cumbre para los Elefantes en Botswana, se dijo que la mayor amenaza contra la población de paquidermos es la pérdida de su territorio debido a periodos de intensa sequía que se suceden de manera cíclica y la intromisión de los seres humanos en sus ambientes.

La fragmentación del territorio y los conflictos con los humanos serían dos problemas más que se le suman a la lista de inconvenientes que ponen en riesgo la supervivencia de los elefantes.

Durante la celebración del congreso se aprobó un Marco para el Manejo y Planeación para Elefantes que permitiría el manejo de la población de elefantes como una sola población común a todos los países signatarios.

elefantes maltratados
El Maltrato de los Elefantes

Para saber más, haz click sobre la imagen

Un conflicto difícil de resolver

En el año 2008, Sudáfrica anunció que reiniciaría el sacrifico selectivo de elefantes, medida que había sido suspendida en el año 1995. Esta providencia se tomaba en virtud de hacer frente a la superpoblación de elefantes que podrían afectar a los ecosistemas donde habitaban. En ese entonces las autoridades aclararon que la medida no era, de ninguna manera, un cheque en blanco para aplicar el sacrificio selectivo de manera indiscriminada.

Botswana, en el año 2019, habilitó de nuevo la caza de elefantes en contra de la opinión de grupos conservacionistas que intentaron varias acciones para evitar que se levantara la restricción. La prohibición de cazar elefantes había permitido que la población creciera.

El creciente número de conflictos entre los seres humanos y los elefantes fue una de las razones para tomar la decisión de permitir la caza y el sacrificio. Sin embargo es necesario subrayar que la pérdida de los hábitats naturales de los elefantes es el principal desencadenante de los trágicos conflictos con los humanos.

Desde diversas organizaciones se plantean soluciones que favorezcan a las partes en conflicto. Algunas de las medidas puestas en práctica son el uso de elementos disuasorios en el área de los cultivos, la adopción de mejores prácticas agrícolas y la creación de corredores viales que faciliten el paso de los elefantes en época de migración.

Los elefantes son criaturas que prestan un servicio muy importante a la naturaleza. Las amenazas que los cercan cada día se intensifican. La expansión sin tregua de cultivos intensivos y la deforestación han obligado a un contacto inevitable que muchas veces es mortal.

Más Artículos Interesantes

Etiquetas: