CARGANDO

Tipo de búsqueda

Calentamiento global Cambio climático Medio ambiente

Los huracanes también tienen beneficios

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin
Share on vk
Share on reddit

Los huracanes son fenómenos meteorológicos que gozan de muy mala prensa. La sola mención de la palabra huracán despierta miedos que no resultan para nada infundados, porque la fuerza de un huracán ciertamente puede llegar a ser devastadora y letal para el ser humano. Pero estas tormentas le reportan varios y valiosos beneficios al planeta.

Beneficios que traen al medioambiente los huracanes

Harvey, Katrina, Sandy, Dorian, son nombres de ingrata recordación. Huracanes bautizados con esos nombres llegaron con toda su furia a devastar regiones que además poseían, por la actividad humana, características propias que las convirtieron en zonas vulnerables.

Miles de seres humanos evacuados, pérdidas materiales y humanas difíciles de cuantificar, son las consecuencias de estas severas tormentas y que son los efectos que los medios de comunicación difunden con más fuerza entre la población.

Cuando se dan estos episodios de destrucción con la llegada de los huracanes, poco se recuerda y se habla de la utilidad que tienen los huracanes para el equilibrio medioambiental. Porque, aunque sea difícil de creer, y pese a la poca información que se da a conocer, estas manifestaciones atmosféricas traen consigo importantes beneficios para el delicado y trastocado ecosistema global.

Veamos como el planeta se ve favorecido con la acción de los huracanes.

  • Los huracanes distribuyen el calor de manera equitativa. Gracias a los huracanes se pueden equilibrar las temperaturas entre el ecuador y los polos de la Tierra. Estos fenómenos son sistemas de baja presión  que se forman en la cálida zona tropical del planeta, donde se transfiere el calor, aumentado gracias a la contaminación, desde al agua hacia la atmósfera.

Como son grandes masas de vientos fríos su paso por los océanos hace las veces de sistema de enfriamiento.

Aunque no se ha podido establecer una conexión entre cambio climático y la formación de huracanes, muchos científicos aseguran que a más calor, más intensa es la manifestación.

Según la NASA, Rita y Katrina, dos huracanes formados en las tibias aguas del Golfo de México en 2005, refrescaron la zona 4 grados Celsius tras su paso.

No resultará extraño entonces que a medida que se incrementen las temperaturas, como consecuencia del calentamiento global, los huracanes se hagan más numerosos y violentos.

Los huracanes ayudan a equilibrar el ecosistema
Los huracanes son sistemas de baja presión que se forman en la zona tropical del planeta.
  • Combaten la llamada marea roja.  Cuando los huracanes se desplazan por los océanos y mares, provocan grandes vientos y mareas que sacuden esas aglomeraciones de bacterias que se forman en los cuerpos de agua y que tanto perjuicio ocasionan a los ecosistemas marinos e incluso al ser humano. Tras su paso es posible que pueda volver la vida a donde antes las microalgas solo ofrecían toxinas.
  • Los corales son los más favorecidos. Uno de los tantos efectos nocivos del aumento de las temperaturas de las aguas oceánicas es la muerte de los corales, que se inicia con lo que se conoce como blanqueamiento de los corales, que es la incapacidad de estos ecosistemas para mantener sus organismos protozoarios, responsables a su vez de la formación del mismo coral. Este blanqueamiento es producto del aumento en la temperatura de las aguas marinas. Por tanto, un huracán es, sin duda, un bálsamo que salva a estos ecosistemas y con ellos a varias especies animales y vegetales.
  • Los ríos y los bosques también agradecen los huracanes. Si bien un huracán provoca serios daños materiales y humanos al tocar tierra, las crecidas de los ríos y las posteriores inundaciones que se producen ayudan a limpiar de basura los cauces fluviales.
  • Igualmente, la llegada de los huracanes provoca que las aguas estancadas se limpien, alejando los vectores transmisores de enfermedades como el zika o el chikungunya.
  • Los efectos que pueden tener los huracanes sobre los bosques son similares a los de los incendios forestales, pues también contribuyen a derribar árboles enfermos y permiten que proliferen nuevos ejemplares y facilitan la regeneración vegetal.
Los principales beneficios de los huracanes
Es una forma de defensa del planeta ante la devastación provocada por el ser humano.
  • Movilizan agua hacia zonas que la necesitan. Los huracanes ayudan a mitigar las sequías. La fuerza de los vientos que traen los huracanes es capaz de llevar el agua hasta regiones donde las precipitaciones son escasas, beneficiando de esta manera a la agricultura y a los ecosistemas presentes. También se benefician de las precipitaciones provocadas por los huracanes los bosques tropicales que las necesitan para conservar sus características de humedad.
  • Los huracanes transportan vida. Este fenómeno atmosférico es capaz de llevar al interior de los continentes grandes bancos de semillas y esporas, lo que redundará en el nacimiento y crecimientos de nuevas especies vegetales y con ellas la llegada de vida animal también.

Los huracanes son vistos como grandes desastres naturales para el ser humano, sin embargo, son también un mecanismo de defensa que le aporta grandes beneficios al planeta.

Recuperar el equilibrio de los ecosistemas, sanar y salvar grandes zonas del planeta, asoladas por la devastadora e intensa actividad humana, son algunos de los beneficios de los huracanes.

Artículos Relacionados

Etiquetas: