CARGANDO

Tipo de búsqueda

Cambio climático Contaminación antropogénica

Al escepticismo climático hay que mantenerlo a raya

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin
Share on reddit
Share on telegram

Algunas verdades suelen ser incómodas. Decirlas o defenderlas puede hacer que el encono de ciertos sectores se desate, sobre todo si esas verdades contravienen intereses de orden económico o financiero. El escepticismo medioambiental es una corriente de opinión que contradice y coloca en tela de juicio el calentamiento global y el cambio climático antropogénico.

Quiénes son los escépticos climáticos

Científicos, políticos, académicos, think tanks vinculados con grandes trasnacionales, entre otros, hacen parte de grupos que, si bien no son mayoritarios, niegan la existencia del cambio climático. Algunos matizan la postura y expresan que no lo niegan, pero no lo atribuyen solamente a la acción del ser humano.

Los negacionistas o escépticos medioambientales, o escépticos del cambio climático como también se les conoce, aducen que el cambio climático es una realidad pero que ni es tan grave como lo establece la comunidad científica y los organismos multilaterales, ni lo provoca la actividad humana.

Esta corriente de opinión no es muy popular, pero a tenor de algunas declaraciones, sobre todo políticas, expresadas por dirigentes políticos con responsabilidad en políticas públicas, pareciera que la base social de simpatizantes del negacionismo climático estuviera creciendo.

Un estudio llevado a cabo en España por el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), estableció que 10 por ciento de los encuestados afirmaba que el cambio climático no existe. A ese grupo de ciudadanos está dirigido el discurso de los escépticos o negacionistas medioambientales, quienes afirman que el cambio climático es una teoría, no un hecho científico, que busca controlar y limitar la libertad de la población y de las empresas para desarrollarse y crecer.

Qué dicen los escépticos climáticos

La orientación política de los grupos que niegan el cambio climático está signada por las ideas de la derecha liberal y la ultra derecha nacionalista de los países más desarrollados, precisamente los que más peso tienen en la emisión de gases de efecto invernadero. Es bastante conocida y difundida la posición de la administración de Donald Trump con respecto al cambio climático.

De qué hablan los escepticos climáticos
Aseguran los escepticos climáticos que el calentamiento global no obedece a causas antropogénicas.

Organizaciones, como  el Heartland Institute, trabajan para defender los intereses económicos liberales de grandes corporaciones empresariales y hacer oposición a la lucha histórica de los grupos ambientalistas por frenar el cambio climático y salvar la existencia de vida en la Tierra.

Los negacionistas del cambio climático sostienen que las variaciones en las temperaturas del planeta siempre han existido, que en otros momentos de la historia se han registrado temperaturas mucho más elevadas que las anotadas desde el inicio de la industrialización.

Dentro de los negacionistas o escépticos del cambio climáticos hay quienes lo niegan de manera categórica: para ellos no hay cambio climático. Son el grupo menos numeroso, aunque no por ello dejan de recibir atención de los medios. Otro sector de los escépticos no niega que el clima esté siendo afectado, pero matizan que no es la actividad antropogénica la causante. 

Aseguran además, que no existe un consenso firme entre la comunidad científica sobre el calentamiento global y qué lo produce. Este sector, y los científicos que los acompañan, señalan que el cambio climático obedece a factores naturales como la actividad solar, los volcanes o la evolución de la órbita terrestre.

Aseveran los escépticos ambientales que la actividad humana apenas influye en las variaciones del clima y que medir ese impacto es bastante impreciso porque hay muchas variables que interactúan en la composición del clima por lo que resulta muy difícil establecer responsabilidades.

Los hechos científicos son incuestionables

El cambio climático está fuertemente respaldado por la evidencia científica. Más de 11 mil investigadores respaldan con hechos comprobados por la ciencia que el planeta se encuentra en el umbral de una catástrofe medioambiental sin precedentes, tal como lo sentencia el estudio publicado por la revista BioScience.

Negacionismo climático
El cambio climático es un hecho científico respaldado por suficiente evidencia.

En el referido estudio no solo se aborda el efecto que tienen sobre el clima las emisiones de GEI, sino otras variables, como la sobre explotación de recursos fósiles o el cambio de paradigma desarrollista. Todas las conclusiones están sustentadas con gráficos, que recogen datos de hace al menos 40 años, que son más que elocuentes sobre el impacto de la actividad humana en el cambio climático.

Desde la NASA también se han llevado a cabo estudios que no dejan lugar a cuestionamientos interesados. Basados en el trabajo de sus investigadores y valiéndose de adelantos tecnológicos puestos a su servicio, esta institución ha puesto en agenda la evidencia de cómo la actividad humana ha impactado, de manera comprobada, sobre el clima.

El trabajo de organizaciones como la ONU, a través del Panel Intergubernamental para el Cambio Climático ha puesto de manifiesto en sus más reciente informe las causas y las consecuencias que supone el cambio climático para la población más vulnerable del planeta y cómo limitar el incremento en la temperatura de la Tierra por debajo de los 2° C .

Avanzar hacia un cambio en el paradigma de desarrollo que ha ocasionado daños sin precedentes en el medioambiente, despierta rechazo desde los sectores económicos y políticos que sienten sus intereses vulnerados. Por tanto, la voz de la ciencia y los investigadores, hoy como nunca, debe ser elevada para mantener a raya a quienes, basados en intereses crematísticos, se han erigido como negacionistas del cambio climático.

Más Artículos Interesantes

Etiquetas: